Elena González-Blanco, directora general de CoverWallet en Europa, dice que la clave es el entrenamiento con datos.

De digitalizar la Biblioteca Nacional a revolucionar uno de los campos más prometedores del momento, el insurtech. Dos constantes se mantienen en el dilatado currículum de Elena González-Blanco: la lengua española y la tecnología. Una combinación que aún no ha explotado todo su potencial. “La oportunidad es enorme”, señala a INNOVADORES.

El auge de los chatbots, con Alexa y Google Home a la cabeza, está muy restringido al inglés. “Incluso en investigación”, matiza la actual directora general de CoverWallet en Europa. “Aunque en la comercialización, la diferencia aún es mayor”. La gran dificultad que debe afrontar el desarrollo de tecnologías lingüísticas en español es la cantidad de variedades del idioma. “En Latinoamérica, cada país tiene sus particularidades, los sistemas generalistas no funcionan”, dice. La clave: mucho entrenamiento con datos.

Enlace a la nota de prensa de “La Razón”: https://innovadores.larazon.es/es/not/la-gran-dificultad-de-la-tecnologia-en-espanol-es-la-cantidad-de-variedades-del-idioma